Júpiter en Aries

Del 11 de mayo de 2022 al 16 de mayo de 2023.

Cuando Júpiter entra en Aries, las personas curiosamente emprenden nuevos proyectos, (estudios, relaciones, negocios, etc.). Todo queda impregnado de fe ciega, ganas de progresar, cueste lo que cueste, y acompañado de mucho optimismo.

En el momento en que Júpiter retrograde de Aries a Piscis, (entre el 28 de julio y el 24 de noviembre), todos aquellos proyectos, quedarán en suspenso a la espera de una revisión que resuelva si su continuidad es moralmente posible. Las cuestiones banales dejarán de tener importancia y los desafíos estarán a la orden del día.

Cuando Júpiter vuelva a ir directo, e ingrese definitivamente en Aries, hacia finales de diciembre, poco a poco iremos viendo cómo las usurpaciones no irán a ninguna parte porqué un poder superior que recientemente ha ingresado en la Tierra ha empezado a reinar en ella. Este reinado se podría comparar con el nacimiento de una nueva Era, como la que hubo cuando Jesús reinó en la Tierra 2.000 años atrás. Aunque su reinado no duró mucho, esta vez será diferente. Todo está dispuesto para que la Energía crística se vuelva a instaurar en la Tierra y las cosas salgan mejor que entonces.

La felicidad de la Humanidad

La Humanidad también tiene que poner de su parte. Estaría bien que todas las personas fueran haciendo o dedicándose poco a poco a hacer lo que más les gusta hacer, mientras no hagan daño a otros seres vivos. Las energías de cada persona cambian positivamente a medida que van haciendo o se van dedicando a lo que más les gusta hacer. Sus vidas empiezan a cobrar sentido y poco a poco se sienten más felices.

Cuando las personas son felices todo a su alrededor empieza a cambiar para mejor y se les presentan nuevas oportunidades que antes ni sospechaban.

Es importante que se arriesguen a poder cumplir sus sueños sin perder de vista su seguridad económica. Hay que tener fe en que todo llegará. Algunas veces, según qué cambios requieren de un tiempo determinado para que todo se recoloque o se ponga en su lugar. La fe ayuda a que estos cambios se puedan producir.

No todas las personas tienen suficiente paciencia o recursos económicos para poder esperar o tener fe durante un año. A veces hay que mantener esta fe un poco más de un año. 

Cuando los beneficios se empiezan a manifestar, se puede ver cómo todo tenía un sentido y seguía un plan bien marcado y establecido. En este sentido, siempre es aconsejable consultar una buena astróloga o un buen astrólogo para que pueda asesorar a la persona en la toma de sus decisiones y poder escoger una buena fecha para que los proyectos que emprenda, sean del tipo que sean, lleguen a buen puerto. Siempre es bueno consultar las cuestiones importantes a una buena profesional. 

Ampliando el texto que nos ocupa, el paso de Júpiter por Aries, tenemos que decir que los proyectos nacerán de la energía y las ganas que cada persona invierta en ellos. Se tendrán que idear, estudiar y planificar muy bien para no caer en la impulsividad de Aries. Hay que tener iniciativa, pero con conocimiento. Todo pasará muy rápido y será necesario que las personas estén suficientemente despiertas como para intuir qué es lo que tienen que hacer. 

Este es un mensaje del Ángel Geimflo. 

Si te ha gustado esta publicación puedes seguirnos en nuestro Instagram y para cualquier consulta nos puedes escribir a sonia@consultesalcel.com o bien contactarnos a través de nuestra página de contacto.